¿Debería enviar mi currículo?

El currículo que envíes a cualquier negocio te representará frente a ellos, pero la pregunta es, ¿está listo para enviarlo? ¿Es tu currículo lo suficientemente bueno para competir con otras personas que tienen unas habilidades y experiencia similares? Estas son cosas que necesitas considerar antes de enviar un currículo. ¡Es por eso que vamos a ayudarte a modernizar tu currículo con unos cuantos pequeños y prácticos trucos!

¿Qué deberías hacer antes de enviar tu currículo?

  • Revisa los requisitos mínimos.

Primero, necesitas averiguar cuáles son los requisitos mínimos que el trabajo tiene para comenzar con él. Algunos trabajos son más complicados, y verás que pueden ser muy demandantes la mayoría de las veces. La idea aquí es identificar qué tipo de habilidades, experiencia de educación o profesión requiere y eso puede ser bastante desafiante. Si ves que los requisitos son bastante altos, entenderás que necesitas prepararte mejor antes de enviar tu currículo.

  • ¡Comprométete con tu arte y escribe un currículo que se ajuste a tus habilidades, incluso aprende nuevas habilidades si puedes!

Debes enfocarte en los resultados, y necesitas comprometerte con tu arte, lo que puede de hecho dar muy buenos resultados. Y como necesitas escribir un currículo, intenta escribir uno que se ajuste a tus habilidades. Algunos tipos de currículo son muy buenos para gente que quiere exhibir sus habilidades; otros se enfocan más en la experiencia de trabajo. Por supuesto, puedes optar por una mezcla de ambos si lo deseas.

  • Ajusta tu currículo tan seguido como puedas.

Mientras tomas tu tiempo para considerar todas las opciones, descubrirás que nada es imposible. Las oportunidades están disponibles. Sin embargo, necesitas ajustar tu currículo para cada sitio de trabajo. La clave es ser notado. Así que asegúrate de ajustar tu currículo muy seguido.

¿Qué deberías resaltar en tu currículo?

  • Exhibe tu experiencia

Incluso si hay muchas cosas interesantes en tu currículo, solo dos son particularmente útiles para tu empleador. Primero, desea ver tu experiencia de trabajo y segundo; desea saber si has tenido una posición similar previamente. También verificará cuanto tiempo la tuviste.

  • Presenta tus habilidades frente a todos

Incluye todas las habilidades que poseas, pero asegurate de ser honesto y que la mayoría tenga relación con el puesto para el que estas aplicando. Mucha gente miente en sus CVs, así que la honestidad es vital. Sabemos que toma bastante tiempo y esfuerzo pero, mientras te tomes tu tiempo y te enfoques en los resultados ¡veras que tan lejos puedes ir!

  • Resalta todas las cosas que te hacen único para ese trabajo en particular

Es cierto, será un reto escribir cada una de las características específicas que debas resaltar para cada puesto. Pero hazlo. Toma tu tiempo para encontrar esas cosas en las que eres bueno. Prometo que las encontrarás. Intenta enfocarte en todo tipo de situaciones en las que estuviste antes, en como manejaste y completaste cada asignación de trabajo. Apuesto que algunos de tus retos sacan lo mejor de ti.

  • Aprende a manejar el rechazo y sacar lo más posible de él

No es agradable ser rechazado en ninguna situación. Pero si tu currículo es rechazado una vez, no te rindas. Seguramente verás que la experiencia complete te llevará a mejores resultados. Si eres descartado, lo más probable es que necesites evaluar tu currículo una vez más y hacer algunas actualizaciones. No hagas lo que muchos e inventes una educación y experiencia de trabajo. En lugar de eso, toma tu tiempo para adquirir nuevas habilidades. Consigue un nuevo certificado o hazte experto en un área que realmente te interese. ¡Sé notado la próxima vez!

  • Aplica solo para los trabajos que sepas que puedes dominar

Además, no apliques para un puesto a menos que sepas que tengas la mayoría o todas las habilidades que la posición anunciada requiere. Si continuamente envías tu currículo para cualquier oportunidad de empleo sin tomar bien cuidado de el antes, no te funcionara bien. Considera las opciones y evita apresurarte.

La idea es no re intentar por un trabajo solo porque lo deseas mucho. Identifica porque no te llamaron, ve los requisitos mínimos y trabaja en ello. Al final, serás capaz de darte cuenta que funciona y que no.

¡Éxito en tu cacería de trabajo!